Tecnología y Coaching para Emprendedores

Cómo Planificar el Diseño Web ANTES de Empezar

planificar-diseno-web

Muchas veces se olvida que el principal aspecto del diseño web no es el diseño propiamente dicho, sino todo lo que hay que hacer antes de ponerse manos a la obra, esto es, la planificación del diseño web. Muchas veces no damos respuesta a preguntas fundamentales cómo qué emociones queremos despertar en los usuarios, qué esperamos que hagan y, fundamental, quiénes son las personas a las que nos dirigimos.

Porque el diseño web no deja de representar a un negocio online, un sitio pensado para generar ingresos sea de manera directa o indirecta. El problema está que muchas veces se ve un gasto lo que es en sí una inversión, y lo que termina sucediendo es que hay millones de sitios web esparcidos por el mundo que no sólo no generan ingresos, sino que más bien son potenciales fuentes de pérdidas. ¿Por qué? Porque la imagen que transmiten es justo la contraria a aquella que en el fondo querrían transmitir.


Cómo planificar el diseño web.. ANTES de empezar

En este artículo vamos a ver todos aquellos puntos que deberíamos tener en cuenta antes de empezar con el diseño web propiamente dicho. El hacer esto nos va a ayudar a crear sitios web rentables que nos aporten beneficios, así como potenciales clientes.

Avatar del cliente ideal

El primer punto que nos debemos plantear es a quién nos dirigimos. Uno de los errores más típicos es querer abarcar a un sinfín de personas sin segmentar nada.Ejemplo: “emprendedores de Barcelona”. Es como cuando a alguien le preguntas a que se dedica y te dice que es emprendedor. Eso no es una profesión. Es como responder que eres empleado. Pues muy bien, me quedo igual.

Lo que hay que hacer es crearse un perfil del cliente ideal muy claro y definido. Se ha de crear el perfil de una persona concreta a la que nos dirigimos. Porque sólo entonces podremos usar un tono que conecte con ese tipo de público. ¿Significa esto que ese será nuestro único tipo de cliente? Ni mucho menos, pero todo el tono y mensaje de nuestra web conectará 100% con nuestro cliente ideal, que es lo que queremos.


Emociones que queremos despertar

El siguiente paso será plantearnos qué emociones queremos despertar cuando alguien visita nuestro sitio web. Dos empresas que se dedican exactamente a lo mismo es posible que se distingan por el tono que usan. Eso debe plasmarse en el diseño web. Ya en el post de diseño web emocional explicaba todo esto y es importante tenerlo en cuenta.

Imagen adquirida en Photodune

Imagen adquirida en Photodune

Fuera bromas, la mayoría de sitios web no lo tienen en cuenta. El diseño es emoción y las personas somos emociones, no podemos olvidar en ningún momento esta premisa. Por mucho que pensemos que somos seres racionales, somos seres emocionales que racionalizamos nuestras emociones.


Objetivos y estrategias

Otro de los errores más típicos es crear objetivos genéricos que no se materialicen en nada tangible. Ejemplo: “conseguir clientes”. Muy bien, fantástico, bravo por ti, pero.. ¿cómo quieres conseguirlos? ¿qué vas a hacer para lograrlo? Un ejemplo que sucede mucho es alguien que quiere conseguir clientes y pone un formulario de contacto con tantos campos obligatorios que salen todos corriendo por patas. Y encima no dan más alternativas de contacto. Difícil lo tienen.

Así que lo primero es pensar en objetivos a nivel general y después trasladarlos a estrategias a aplicar tanto a nivel global como de página. Por ejemplo, la página de contacto está claro que es para que contacten. Pónselo fácil. A la mínima complicación la gente se frustra y se va, así que no les compliques la vida.

Otro ejemplo es que quiero ganar suscriptores a mi newsletter. Pues hay que poner al final de cada artículo de blog una caja grande como la que aparece aquí en eSandra invitando a la gente que se suscriba. Y si además les regalas algo a cambio, pues mucho más fácil que consigas hacer crecer tu lista con facilidad.

Así, hay que pensar en objetivos globales y luego trasladarlos a estrategias concretas. Ejemplo: quieres que te llamen. Pues pon un teléfono clicable bien grande en la parte superior que lo vea todo el mundo, hasta el apuntador. Porque si quieres que te llamen y sólo pones tu teléfono en la parte inferior de la web (el footer), pues que quieres que te diga, apañado vas.


Limitaciones y barreras existentes

Este es uno de los puntos más divertidos, ya lo vimos en el post de cuánto cobrar o pagar por el diseño web. Una de las barreras más importantes que existen a la hora de planificar correctamente el diseño web es el tema del precio, y eso aplica tanto al profesional como al cliente, porque normalmente hablan diferentes lenguajes. Y si además estamos hablando de diferentes países y diferentes niveles sociales, pues como que ni te cuento.

Si no hay dinero, difícilmente se puede hacer un diseño web que dé resultados. Así de claro y así de sencillo. Con todo mi cariño y respeto por los pakis, la mayoría de sus tiendas echan para atrás en la iluminación, distribución, limpieza y… “diseño”, si se le puede llamar así sin insultar al pobre diseño.

Más vale un ejemplo que mil palabras, así que, veámoslo. Tenemos estas dos tiendas, y los precios son similares. ¿En cuál decides comprar? Se supone que no hemos entrado nunca en ninguna de las dos y no sabemos cómo es el trato con el personal.

comparacion-tiendas-diseno

Pues esto es lo mismo, pero aplicado al diseño web. La primera tienda te la vende 1&1 y la segunda un diseñador web profesional. Los presupuestos, como en la vida real, son completamente distintos, así como el tipo de cliente que atraen. Ni es ético que un diseñador profesional cobre lo indecible por una tienda como la de arriba, ni que un cliente quiera la tienda de abajo si paga por una como la de 1&1. Así que ambos han de tener en cuenta las limitaciones y, sobre todo, aclarar que estén hablando de la misma tienda. Porque lo que acostumbra a pasar es que cada uno tiene una tienda en mente diferente y ambos se piensan que están hablando de la misma.


Para acabar..

El diseño web puede ser algo muy frustrante tanto para profesionales como para clientes. En mi curso de diseño web desde cero explico todo lo que hay que tener en cuenta antes de ponerse con el diseño web. El hacerlo nos ahorrará a todos muchos disgustos, de aquí la idea de este post, en el que dar algunas pinceladas. Te animo a compartir tus experiencias con el diseño web, así como a dejar un comentario con los criterios que crees imprescindibles tener en cuenta antes de empezar con el diseño web propiamente dicho.

Y si te ha gustado el artículo, te animo a compartirlo en las redes sociales :-)

un abrazo!


Comentarios

  • eduard

    Muy interesante el articulo,muy bueno ,me ayudado ,muchas gracias

  • leo

    Muy buen artículo, me gusto lo de q somos emocionales.
    Saludos desde Colombia.

  • Daniel Cruz

    Cómo siempre artículos útiles e interesantes, buena idea a tomar en cuenta el “Click to twitt” de la ideas importantes entre párrafos, definitivamente te lleva a compartir el contenido.

    • eSandra

      Gracias Dani, poco a poco voy implementando nuevas ideas en el blog :-)

  • Iván

    Muy buen artículo Sandra.
    Como desarrollador web estoy contigo en todo.
    Creo que todos los que nos dedicamos a esta profesión hemos sufrido clientes que quieren tiendas como la segunda fotografía queriendo pagar como la primera.
    Un saludo.

    • eSandra

      Gracias Iván, la verdad es que sí, acostumbra a pasar :-D

  • Miguel A Manrique

    Como siempre Sandra, un buen artículo :-)

    • eSandra

      Gracias Miguel!